HISTORIA DE UNA ESCALERA


GEOMETRÍAS DEL ADENTRO. 

TERRITORIO PERFORMANCE


Historia de una escalera performance



Historia de una escalera. Geometrías del espacio, geometrías del adentro. Luz tenue. Siempre que subo una escalera sé donde comienza pero no donde termina. Es un cuerpo embudo que no deja ver el final, una mezcla de constelación, carrusel y muelle. Su cuerpo se ofrece en aristas, peldaños, apoyos y jerarquías. Hay un arriba y un abajo, puedes subir en la escalada, caer o detenerte. Una escalera es un cuerpo pasaje. En la escritura sería la coma o conjunción entre nombres y verbos (que son los lugares que importan). Al grano. Al sería la escalera. La escalera tiene el mágico misterio de conectar imposibles, porque une lugares y hogares que no están en el mismo nivel. Y es hueca, la escalera se ofrece palpitante y amorosa a ser ocupada. Por el hueco de la escalera podemos lanzar aviones de papel, listas de la compra, cantar resistiré a las ocho, dar los buenos días a Verónica, la vecina del cuarto, y soplar la receta del bizcocho de yogur a Jorge. Veo asomarse cabezas sin cuerpo por la escalera hasta que se pierden en el punto ciego del desnivel. La escalera conecta y abraza en tiempos sin tacto, bendita sea la señora escalera.








Comentarios

Entradas más populares de este blog

LA DISTANCIA ENTRE LAS COSAS

LA DISTANCIA ENTRE LAS COSAS II

CUERPO TENDÍO